domingo, 6 de diciembre de 2015

Te desconozco, de S Pressacco



No puedo concebirte un ser domesticable,
un ser que se conforma con parches desprolijos
o con rellenos de mentiras "buenas".

Déjame adivinarte rompiendo los minutos
de las comodidades aburridas,
de esa cárcel colmada de viejas soledades.

Déjame que te piense exento de costuras,

solo un hombre valiente.

No quiero ser amiga de tus sombras,
no avalo tu renuncia.