viernes, 5 de diciembre de 2014

En tiempos secos, de S Pressacco

Somewhere in the woods | via Tumblr

¡Que lluevas de la noche!,
es todo lo que pido
a los dioses que arden el deseo,

también la juventud
que a tus sueños apresa 
en cárceles de nubes,
(manuel m barcia)



Las lluvias se olvidaron de mi tierra,
asoman con desfiles de escuadrones ruidosos
que arrancan el disfraz con fuertes ráfagas
y dejan la función en las preliminares.

Abandonan los dedos de mis ramas sedientas
que quedan sin corteza exponiendo los miedos. 
Ellos anidan cómodos en mi piel desde siempre, 
en sequías no ceden, nunca emigran
porque los nutro a diario
y se burlan de mí abriendo sus picos, 
resguardando la llave de mis sueños.

Las plumas proliferan -parece que me nacen-
y cada vez que observo ansiosa el horizonte
las nubes se despintan
la lluvia toma sol mientras se instala
la fea sensación de ser pájaro triste,

un pájaro negado al arte de volar.